Gente Maja

sábado, 3 de abril de 2010

Lo que piensan las mujeres (That Uncertain Feeling) 1941

"Los hombres se han hecho los amos del mundo. Los hombres han domesticado animales salvajes. Los hombres han penetrado en el interior de las junglas, e incluso han observado la luna y los planetas.

Pero todavía hay un lugar en la tierra donde ningún hombre ha puesto jamás un pie ni donde siquiera se le ha permitido mirar."




Así comienza Lo que piensan las mujeres (That Uncertain Feeling) una comedia del año 1941 dirigida y producida por Ernst Lubitsch, ese director al que muchos, incluido Wilder, llamaban genio de la comedia.

Posterior a Ninotchka y anterior a Tener y no tener, Lo que piensan las mujeres quedó eclipsada entre estas dos peliculas. Pero, ¿es realmente una comedia menor de Lubitsch?

Con este sugerente titulo, Lo que piensan las mujeres, relata la histora de Jill Baker, una mujer felizmente casada con un vendedor de seguros, a la que sus amigas persuaden para que vaya a a ver a un psicoanalista a causa de sus hipos psicosomáticos. Pronto descubrirá en la consulta que su matrimonio no es tan feliz como ella pensaba y que su vida es monótona al lado de Larry, su marido, hasta que un dia conoce a Alexander Sebastian en la sala de espera del psicoanalista, un pianista oscuro y maniático.
Para salvar su matrimonio, Larry pone en marcha un ingenioso plan.


Merle Oberon y Melvyn Douglas


En ésta pelicula se ve muy claro eso de "más vale malo conocido que bueno por conocer" o "no se valora lo que se tiene hasta que se pierde". Un mensaje secillo por el que todos hemos pasado o hemos de pasar alguna vez.

Merle Oberon interpreta a Jill, una mujer que intenta ser feliz con su mentira existencial.

Hace creer a su marido y a sí misma que es feliz con su acomodada vida como esposa florero del vicepresidente de la agencia de seguros. El cambio comienza cuando el psicoanalista le pregunta "¿Quiere conocerse a si misma en realidad?, ¿saber quien es usted realmente?" y ella le contesta "no gracias, soy muy tímida para conocer gente nueva". Ahí comienza el cambio de esta amante esposa.

Merle Oberon, actriz británica, que también actuó en peliculas como Cumbres Borrascosas junto a Laurence Olivier, La vida privada de Enrique VIII junto a Charles Laughton, Desireé junto a Marlon Brando o La Pimpinela Escarlata junto a Leslie Howard, por citar algunas de sus peliculas más conocidas; muestra al espectador una genial vis cómica y una sonrisa muy contagiosa.

A destacar la escena en el museo con Burgess Meredith, el actor que encarna a Alexander Sebastian.

Merle Oberon


Burgess Meredith, eterno secundario, tiene el papel más elaborado. Encarnando a un pianista con miedo escénico, oscuro y maniático, que expresa su disgusto mirando al objeto de su desagrado y diciendo "fui", Meredith despertará en el espectador sentimientos ambivalentes, como su propio personaje.


Burgess Meredith

Especialmente divertidas son las escenas que hacen referencia al retrato de Alexander Sebastian pintado por su ex-mujer, que no es otra cosa que un cuadro en el que aparecen un reloj marcando las doce y cuarto, unas notas de piano, un pedestal y unas lineas.
Cuando Jill le explica a su marido que ese cuadro es el retrato de un hombre éste, enfadado, le enseña una foto de él mismo y le dice "mira, el Gran Cañón".

Quizá estas escenas del retrato de Alexander Sebastian puedan entenderse como una crítica al arte moderno.

Melvyn Douglas, interpreta al señor Baker. Es todo lo opuesto a Alexander Sebastian; un hombre de negocios, aburrido y acomodado, el personaje que encarna a la "normalidad", aunque sea aburrida, al menos frente al excéntrico pianista. I

Irónicamente, el padre de Douglas era pianista e intentó que su hijo estudiara música por todos los medios, sin éxito.

Melvyn ya había trabajado con Lubitsch en su anterior película, Ninotchka, junto a Greta Garbo (él fue quien hizo que la Garbo riera por primera vez en el cine) en 1939 y también en 1937 en la película Angel.

No es que la interpretación de Douglas sea inferior a la de sus compañeros de reparto, simplemente es un papel menos excéntrico. Sin embargo, Douglas consigue una interpretación divertida en un papel de señor aburrido.

Melvyn Douglas

Aunque, como he dicho, las interpretaciones son geniales, también son muy teatrales, sobre todo en el caso de Oberon. No en vano, es un guión adaptado de Walter Reisch y Donald Ogeden Stewart de la obra teatral DivorÇons de Victorien Sardou y Emile DeNajac, que Lubitsch ya había adaptado al cine en 1925 en la época muda, Kiss me again.

Aparte de en las interpretaciones, también se percibe que es una adaptación de una obra teatral en el hecho de que todo está filmado en interiores, en la casa de los Baker, la consulta del psicoanalista y el museo. Todas filmadas con una fotografía muy dada al juego de luces y sombras, obra de George Barnes.

Paradojicamente, esta versión sonora de 1941, obtuvo una candidatura a los Oscar a la mejor banda sonora, de Werner R. Heymann. Personalemente, tengo que decir, que me llamó la atención la música del final de la pelicula, aspecto en el que no reparé hasta ese momento.

Contrariamente a lo que he leido sobre esta pelicula, y contestando a la pregunta que formulé al principio de esta entrada y para terminar, diré que no creo que sea una obra tan inferior a lo que estamos acostumbrados a ver de Lubitsch. El ritmo de la pelicula se mantiene por si sólo con un guión donde los sketchs y los diálogos son divertidos y a la vez inteligentes. Por algo se habla del toque Lubitsch, el toque inteligente y sútil de la comedia.

Un saludo a todas y a todos, dejen su voto por la mejor actriz al salir y vuelvan pronto.

17 comentarios:

David dijo...

Cuando ayer pasé por aquí para votar y vi el título de la peli, me dije: esta no la he visto.
Leeré el comentario mañana.
Pero nada más empezar con ese genial inicio del lugar donde los hombres no se atreven a pasar (y al que las mujeres van por parejas de lo peligroso que debe ser)... he recordado que no sólo no la he visto... La debo haber visto dos o tres veces, pero no recordaba el título. Esta peli siempre ha sido la del pianista raro para mí (ja,ja).
Me ha hecho gracia lo de la mujer que intenta ser feliz con su mentira existencial (acabo de colgar algor referido al tema hace poco, como ya sabes).
A mí me ha gustado las veces que la he visto, pero igual se nota más su raíz teatral como señalas y es menos ingeniosa o divertida comparadas con otras de Lubistch. Pero ya podrían ser así de originales las comedias que se hacen hoy día. Fiu! (ja,ja).
Un saludo.

Marcos Callau dijo...

¡Qué buena película esta!. Me agrada encontrar estas revisiones del cine clásico especialmente cuando han sido objeto de un ridículo remake, como ocurrió con ésta.

atikus dijo...

Si hubiera una votación de los mejores cinco directores desde luego Ernst Lubitsch estaría entre ellos, este tipo de rankings me recuerda a la novela de Nick Hornby Alta fidelidad...¿viste la última adaptación al cine la de an education..a mi me gusto...

bueno que me lío..esta peli la tengo enn mi lista de pelis para revisar en los próximos dias que curioso, ya me ha pasado mas veces con tus pelis jaja!!..la verdad es que no creo tampoco que sea un apeli inferior, ademas tratandosse de este genio, es difícil..cierto es que todos los grandes tienen bodrios tambien pero algunos menos.
Bueno el caso es que es una peli intyeresante de ver.

Los actores de esa época ademas eran unos todo terrenos, la mayoría acostumbrados al teatro también.

Croeo que se la actriz que va a ganar...pero no digo nada por no infuir...;)

besitos

Irene dijo...

Tengo grabadísimo en la mente el principio de esta película, culminando en el baño de señoras, de una vez que la echaron por la tele cuando era niña. Me hizo mucha gracia y quizás por eso lo recuerdo tanto. El caso es que sólo vi esa escena, porque mi madre cambió de canal y no vimos el resto, pero se me ha quedado grabada. Algún día tendré que recuperarla y verla entera. Lubitsch es un director que me encanta a pesar de lo poco suyo que he visto (Ser o no Ser es una de mis películas favoritas).
Enhorabuena por el blog. Lo descubrí hace poco y me parece interesantísimo :)

Bruja Truca dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Bruja Truca dijo...

jajaja desde luego David, en la pelicula sobresale tanto el personaje del pianista que no me extraña que la llames así.
El comienzo es una genialidad para enganchar al espectador.
Y aunque de la sensación de teatro, a mi no me parece que eso sea malo ni que se una comedia inferior. De hecho creo que otras como Ninotchka o Tener y no tener fueron más conocidas porque tenían un actor y dos actrices que ya eran estrellas.
Un saludo.

Bienvenido Marcos =) Eso fue lo primero que pensé cuando terminé de ver la pelicula, ¿que tiene que ver esto con el remake que se hizo después?...pues eso, nada, y menos mal.
Un saludo.

Pues Atikus, ya estoy pensando en hacer una votación de los directores. Todo depende del éxito de esta primera encuesta piloto jajaja.
En este caso, no es una pelicula inferior, lo que pasa que ya llevamos esa idea en el cerebro antes de verla. Bien porque hayamos leido cosas o bien porque otras sean mucho más famosas. Pero bien es sabido que no por famosas las cosas tienen más calidad.
Y respecto a los actores, Merle Oberon, me encantó. Sé que no es un argumento de peso pero tiene una sonrisa difícil de igualar...
Yo también creo que sé quien va a ganar...la que gana siempre jajaja. Hay ahí un mano a mano curioso...el mano a mano de siempre...;)

Un besito =)

Hola Irene =) bienvenida también =)
Por suerte o por desgracia, estas peliculas están muy baratas de conseguir. Por suerte para nosotros, desde luego =) por desgracia porque se supone que no están valoradas. Pero bueno ya las valoramos nosotros por aquí.
Un saludo y gracias por tu enhorabuena =)

Gracias a todos por los comentarios =)

Completamente Gilipollas dijo...

Lubistch no tenía obras mayores ni menores... tenía obras, simplemente. Como Hitchcock, como Wilder, como Sturges, como Welles. Eran artesanos y siempre ponían todo de si en el cine, fuese la producción mayor o menor. El toque Lubistch es mas Lubistch que nunca en "lo que piensan las mujeres" y a pesar de ser un encargo menor acaba convirtiendose en una obra mayor por obra y gracia del narrador.
Una nueva excelente elección mi querida amiga.
Siempre suyo
Un completo gilipollas

Jose_Kunita dijo...

HOLA, BONITA. ESTOY MIRANDO TU BLOG. ESTÀ BUENÌSIMA LA DEL BAÑA DE DAMAS. TE INVITO DE PASADA A Q' ME VISITES EN "VERSOS NEGROS". SÈ Q' TE VA A GUSTAR. SIGO MIRANDO Y TE CUENTO. BESO.

Bruja Truca dijo...

Estoy completamente de acuerdo con usted, Gilipollas, por eso aclaro al final que no me parece una obra menor. Me da la impresión de que se ha entendido lo contrario. Sí es así, desde luego, no era mi intención.
Un saludo.

Hola Jose, no entendi eso de "la del baña de damas", pero se agradece que pases y firmes.
Un saludo.

Gracias por los comentarios =)

Marcos Callau dijo...

He estado paseando por tu blog y me ha encantado. Definitivamente te agrego al mío (al "Sueño eterno" que es el de cine). Besos.

Bruja Truca dijo...

Gracias Marcos. Es recíproco. Besos.

lizette dijo...

Hola!
Estuve visitando tu blog y está excelente, permíteme felicitarte.
Sería un gusto poner un link de tu blog en mi directorio y estoy segura que para mis visitas será de mucho interés.
Si deseas no dudes en escribirme. Mi correo es lizette.quinones@hotmail.com
Exitos con tu blog.
Un beso
Lizette Quiñones

Bruja Truca dijo...

Muchas gracias Lizette.
Pues claro, enlázanos en tu directorio. Será un placer que nos visites tú y tus visitas, valga la redundancia.
Después de estar dos horas peleándome con el blog para publicar, te aseguro que se agradece leer esto.
Un beso.

Vivian dijo...

Estupenda y completísima entrada la que le dedicaste a una película, que como bien han comentado anteriormente, tratándose de Lubitsch no podría considerarse de menor…

Te devuelvo la visita que me hiciste hace un tiempo, disculpa la demora, pero he andado un poco out de esto de los blogs, aprovecho para comentarte que me parece que tienes un magnífico blog, y que, con tu permiso, te enlacé en el mío.

Saludos

Bruja Truca dijo...

Hola Vivian y bienvenida, por supuesto. No había visto tu firma antes, perdona. No te preocupes, cada uno visita cuando tiene ocasión. Me alegra que te guste el blog. El tuyo también es magnífico.
Nosotros también te enlazamos.
Saludos.

madison dijo...

Hala, qué blog mas fantástico! gracias por pasarte por el mío porque no sino no hubiese llegado aquí.
Un abrazo Brujilla

Voy a pasaearme un ratillo por aquí

Bruja Truca dijo...

Gracias Madison!
Tú blog también es fantástico. Me alegro que te guste el nuestro. Paseate lo que quieras por aquí. Bienvenida.
Un abrazo :)