Gente Maja

miércoles, 10 de febrero de 2010

El Expreso de Shanghai


Debo reconocer que tengo pendientes unas cuantas peliculas sobre las que hablar en este blog. Unas veces por pereza y otras por no saber por donde empezar, tengo la casa por barrer.
Una de esas peliculas sobre las que no sé muy bien que decir es El Expreso de Shanghai, de 1932. Puede que sea más bien por querer hacer una buena "crítica" y no encontrarla que por falta de cosas que decir. Me explico; cuando vi esta pelicula me quedé un poco fría. Prometía mucho y me decepcionó. Pero que narices, no tengo porque encumbrar una pelicula que no me parezca que se lo merece.

He leido otras criticas en páginas de cine por saber si era yo la única a la que no le gustó y parece ser que sí. Aunque, he de decir, que no he encontrado en todas esas críticas a nadie que exalte algo más que no sea la fotografía, ganadora de un Oscar por otra parte.

Pues bien, dicho esto, vuelvo a repetir que lo que escribo aquí es sólo mi opinión.

¿Recomendaría a alguien El Expreso de Shanghai? No. Es cierto que la fotografía, ayudada por una iluminación excelente, es casi perfecta. El director, Josef von Sternberg, y y su fotógrafo Lee Gramesel pusieron todo su talento a los pies de su actriz principal, Marlene Dietrich en el papel de Shanghai Lily (el nombre es muy original, hay que reconocerlo). Pero alguien tuvo que decirle a Sternberg que quien estaba enamorado de Marlene era él, no nosotros. Con esto quiero decir que planos y planos interminables de una actriz con una expresión cuasi catatónica, aburre, aunque sea Miss Mundo.

Según esta crítica: "Espléndido filme, rodado íntegramente en estudios, que ha pasado a la historia del cine, entre otras cosas, por ser el mejor trabajo de su sensual actriz principal" de Fernando Morales para el diario El País, El Expreso de Shangai es el mejor trabajo de Marlene. Menos mal que he visto más peliculas de esta actriz.
Claro que si lo que la historia que nos cuenta la pelicula necesitaba era que la actriz fuera sensual y misteriosa y nada más, puede resultar una interpretación maravillosa.
Quiero que quede claro que no estoy diciendo que Marlene Dietrich fuese una mala actriz. Es cierto que me parece una actriz de registro limitado, pero no mala actriz. Porque si así fuese, entre otras cosas, no me estaría leyendo ahora mismo una biografía sobre ella. Pero en esta pelicula me pone un poco nerviosa, lo siento.

En cuanto al resto del reparto, El Expreso de Shanghai, nos muestra todo un abanico de personalidades internacionales un poco estereotipadas: el típico inglés, francés, alemán, chino... un poco de cada para crear un ambiente donde cabrá un poco de todo también en cuestión de sentimientos: envidia, deseo y, sobre todo, muchos prejuicios.
En este tren, que hace el trayecto desde Pekín a China, viaja Shanghai Lily, una mujer de "moral distraída", (me hace mucha gracía este adjetivo, perdónadme pero tenía que ponerlo) que se reencontrará con un viejo amor, por el que será capaz de... y hasta ahí puedo contar.

En general, la pelicula se centra demasiado en la estética y descuida demasiado el relato.
Unos diálogos vivaces, de vez en cuando, son capaces de captar nuestra atención:

- Me he cambiado el nombre.
-¿Te has casado?
- No, pero necesité más de un hombre para cambiar mi nombre por Shanghai Lily.



Si os gusta y quereis apreciar los encantos físicos de Marlene, es vuestra película, si quereis que la historia capte vuestra atención es hora de ponerse Testigo de Cargo, por ejemplo.

"Ofidersen"

4 comentarios:

David dijo...

Empezaba a echarte de menos. Stenberg es una de mis asignaturas pendientes. Me faltan bastantes suyas por ver. Hay varias anécdotas sobre él que me parecen geniales. No he visto ésta. Pero El ángel azul (aunque Marlene casi no parece la Marlene que conozco) es una película impresionante, que cuida tanto la estética como el relato. Y tiene al mismo equipo director-actriz. Me gusta bastante más que Testigo de cargo (aunque salga Laughton y sea una película muy buena ésta también).
Un saludo.

atikus dijo...

Pues tengo esta peli en mi lista para ver esta semana o la que viene, si bien se que no es de mis preferidas de Marlene, la tenía en mi memoria con un buen recuerdo, pero tengo que repasarla sin duda.
En cuanto a Marlene como actriz tiene grandes momento como en Testico de cargo, pero ciertamente no es de las super estrellas.
Que casualidades, también estoy leyendo un libro sobre ella ;)

besitos

CALISTOR dijo...

La he visto varias veces con interrupciones, motivo de la televisión, pasando sin pena ni gloria por este motivo creo. Deberé verla de nuevo, quizás la madurez, me haga apreciarla.

tuliette dijo...

lo que ocurre con marlene es que no era una actriz, era una estrella, una diva ... no obviar la buena ambientación y figuración (enteramente en estudio) además de la fotografía. Acabo de volverla a ver y me ha transportado a la china de los años 20, y la aventurera Shanghai lily que se redime por amor,es decir Marlène,colapsa la pantalla,¿qué más puedo pedir?